Justin Ermini y Matteo Salas, un dúo perfecto, una gran experiencia

 In Español

El restaurante Anatol en Las Alcobas, ubicado en uno de los spots más importantes de la escena gastronómica de México: Polanco, fue el anfitrión para poco más de 35 comensales que degustaron de una experiencia única e irrepetible. El lunes 20 de junio de 2016 a las 19:30 hrs., el chef residente Justin Ermini, abrió las puertas de su cocina para recibir como chef invitado a Matteo Salas del restaurante Áperi con sede en San Miguel de Allende.

El pretexto del encuentro fue hacer honor al concepto slow food, en el que tanto los ingredientes, preparación, bebidas, platillos y experiencia, se lucieron por igual. Esta noche fue el resultado de meses previos de trabajo, en el que los chefs sumaron ideas, creaciones y talento para inventar un menú original que sorprendiera a los paladares más conocedores. Cada tiempo del menú fue diseñado para ser gozado sin prisa. La más exigente selección de ingredientes, talento, pasión y camaradería dieron como resultado espectaculares creaciones como el Hamachi fresa/vainilla; Ostión con Xoconostle; Zanahorias de San Miguel de Allende cocidas al vacío en su jugo, caramelizadas con reducción de mojito; Pato crujiente con chutney de pasas al ron y puré de papa; Pork Belly en caja china con piña y yogurt; y Camote tatemado, crema quemada montada con helado de vainilla de Papantla, fueron algunos de los sabores más aclamados durante la velada.

Dos estilos muy diferentes encontraron su punto de convergencia al calor de los fogones. El característico american cuisine de Ermini y las técnicas europeas de Salas dieron pie a una propuesta de talla internacional apta para todo tipo de gusto y 100% incluyente, pues cada uno de los cinco cursos fue maridado con un coctel diferente realizado a base de Ron Zacapa. La coctelería también fue también diseñada para esta ocasión en absoluta complicidad con cada platillo, sin duda el complemento perfecto.

La experiencia fine dining sigue siendo reinterpretada por Anatol Kitchen, quien además de ofrecer un servicio de primera y manteles largos, provoca encuentros casi insospechados como este en el que la expectativa siempre es acertadamente superada. Comprometido con su filosofía “de la granja a la mesa”, Anatol de Las Alcobas demostró nuevamente que el verdadero lujo del fine dining yace en la suma de los detalles y en el placer de tomarse el tiempo preciso para gozar de cada uno de ellos.

***

La experiencia slow food comienza desde la obtención de los ingredientes, a continuación algunos proveedores, productos y procesos que permiten apreciar mejor el valor creativo de cada platillo:

Rancho el Capricho.

  • Yogurt Griego y Queso Fresco: Se ordeñan con tres días de anticipación. La leche se pasteuriza, se inocula con la bacteria y se deja reposar 24 horas. Después se cuela – ya sea para el yogurt o el queso.
  • Queso con pimienta: 3 días de la ordeña a la cava, la pieza que se utilizará tiene hasta 335 días de reposo aproximadamente.
  • Zanahorias: Cosechadas durante 7 meses.

Rancho los Olivos.

  • Betabel morado: 3 meses y 2 semanas bajo tierra.

Granja Briviesca, Guanajuato.

  • Cerdo Symbol: 18 semanas, alimentado de la producción de la granja.

 Incubadora y Avícola de Ensenada, Maneadero Ensenada.

  • Pato Pekín: de 7 a 8 semanas, alimentado de maíz, sorgo, trigo, soya, criado libremente.

Fresco Gourmet, Morelos.

  • Zanahoria Baby Orgánica: de 2 a 3 semanas de crecimiento.

Conoce más sobre la experiencia a través de las redes sociales con los #`s: #AnatolExperience #Aperiexperience #TheArtofSlow.

Para reservaciones: 52 (55) 3300 3950

Recent Posts

Leave a Comment

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt